×
Columnista Invitado
Columnista Invitado
ver +

" Comentar Imprimir
24 Noviembre 2019 04:04:00
Las buenas costumbres
Por: Gerardo Blanco

¿Qué pasa por la cabeza de un individuo cuando, a toda velocidad, impacta su Mustang rojo en el corpachón de la vaca que se interpuso en medio de la carretera? ¿Cómo reacciona ante el funesto accidente cuando se mezcla la adrenalina y el sobresalto con la tristeza y el desasosiego que le ha provocado ver morir a su padre en sus propios brazos, minutos antes del impacto? ¿Qué puede hacer, mientras la sangre escurre por su frente, si a lo lejos se aproxima, amenazante, una camioneta conducida por el dueño de la vaca que yace moribunda sobre el asfalto?

Pues ese individuo es Sebastián, cuya historia narra Luis Muñoz Oliveira en Las Buenas Costumbres (Dharma Books, 2019), la reciente reescritura que hace sobre su primera novela
Bloody Mary (2004).

L.M. Oliveira nos adentra en una estructura narrativa fractal, que relata en un ida y vuelta la tormentosa vida de Sebastián.

El protagonista se encuentra atrapado en la estrambótica personalidad de su padre –también de nombre Sebastián–, un marqués, fuerte y sabio, pero a la vez bebedor, ludópata y seductor, quien deteriora, quizá sin darse cuenta, los deseos y anhelos de su hijo.

No solo eso, sino que Sebastián le atribuye la muerte de su madre, el distanciamiento con su nana y hermanastra, incluso los celos en su relación con Susana, su actual pareja; por lo que se convierte en su peor enemigo. De manera paralela, el autor relata cómo el personaje se bate para sortear la muerte en el aterrador accidente.

Mientras Sebastián dedica su vida a huir de su padre, de fugarse y evadirse de lo que tanto daño le ha hecho, de lo que no quiere ser jamás, aparece, casi imperceptible, una fuerza perversa que lo arrastra hacia eso que tanto detesta, para convertirse tal vez en lo que no quiere ser. Al tiempo que todo esto sucede, pasan por su mente sentimientos contradictorios de venganza y reconciliación.

El autor, reiteradamente invadido por su espíritu ensayístico, reflexiona sobre temas como la religión, la venganza o el amor; estilo que, por ningún motivo, resulta novedoso o accidental, ya que también se ve fuertemente reflejado en sus novelas Resaca (2014) y El Oficio de la Venganza (2018).

Las Buenas Costumbres viene acompañada de un ensayo donde Oliveira se pregunta sobre el sentido de la reescritura. Aludiendo a escritores como George Orwell, Raymond Carver, Susan Sontag y Orhan Pamuk, el autor dejar ver lo tedioso que resulta reescribir una novela.

Sin embargo, aduce que, en este caso, un ejercicio de tal naturaleza es imprescindible para contar la historia como realmente se desea, cambiar la prosa, las voces del narrador e incluso parte de la trama con el fin de lograr la tensión dramática que no se consiguió en un primer momento.

También, cuenta Oliveira, sirvió para eliminar los que él llama personajes inútiles, pasajes rosas, oraciones que no tenían significado; reescritura que resultó en una nueva novela de 100 páginas menos.

Entonces, ¿se trata de una nueva novela o simplemente de perfeccionar la existente? En esto reflexiona el autor: “Si me preguntan dónde termina una obra original y comienza una nueva, no sabría cómo responder. Pero no tengo duda de que Las Buenas Costumbres es una nueva novela, inspirada en Bloody Mary”.

Para alcanzar la reescritura, el escritor considera que fue fundamental escuchar qué piensan los demás de la obra, atender la critica sustentada y, por supuesto, releerla él mismo para detectar, ahora con más experiencia, lo que en su momento no pudo lograr.

“Es ronca la muerte, escúchala mugir como una vaca vieja”; reza el epígrafe inspirado en Antonio Gil con el que L.M. Oliveira antecede el inicio de su novela; frase que retumba en la cabeza de Sebastián, recostado sobre el respaldo, con los ojos cerrados, bajo la tenue oscuridad de sus párpados.
24 Noviembre 2019 04:00:00
¿Puedo donar la mitad que me corresponde de mi casa?
NICANOR MOYEDA FRIAS


Es un gusto saludarles nuevamente por este medio, recuerden que este espacio busca crear una cercanía entre un servidor y ustedes lectores, para con ello disipar las dudas que amablemente nos hacen llegar; esta ocasión nos escribe nuestro amigo Luis, lo siguiente:

“Amigo Notario, tengo un tiempo separado de mi esposo y fuera de Piedras Negras, y quiero dar la parte que me corresponde de mi casa que compré con mi esposa a mi hijo menor. ¿Qué tengo qué hacer ?”

Hola Amigo Luis, con la información que me proporciona, enseguida puntualizo algunas cosas.

Puedo deducir que haber comprado su casa mientras estaba casado, hablamos de gananciales de la sociedad conyugal.

Al hablar de gananciales de la sociedad conyugal me refiero a la copropiedad que nace por ejemplo en una compraventa realizada por uno de los socios conyugales o cónyuges del matrimonio que se han casado bajo dicho régimen; ahora bien si se adquiere un bien de manera onerosa –no de forma gratuita que son las donaciones-, ese bien forma parte de la sociedad conyugal y por tanto aun y que en el título de propiedad o escrituras aparezca solo un cónyuge, el bien pertenece a ambos.

Esa copropiedad de la cual usted quiere disponer a favor de su hijo por medio de una donación es procedente jurídicamente, además que los impuestos que habrá de cubrirse, son menores por esa enajenación en nuestro estado de Coahuila, y en la mayor parte de la República Mexicana, la donación debe ser en línea recta – de hijos a padres, de hijos a abuelos, de padres a hijos, etcétera.

El proceso que Usted debe de realizar es acudir ante el notario de su confianza y solicitar se inicie el trámite de la donación de su copropiedad.

Se requiere para el trámite lo siguiente:

1.- El título de propiedad del bien inmueble que habrá de donarse.

2.- El certificado de libertad de gravamen del mismo bien.

3.- Constancia de estar al corriente con el pago del impuesto predial (último recibo de pago).

4.- Avalúo catastral para conocer el valor del inmueble objeto de la operación.

5.- Identificaciones oficiales de las partes (donante y donatario).

6.- Clave Única de Registro Poblacional (CURP) y Registro Federal de Contribuyentes (RFC) de las partes.

7.- Acta de Nacimiento de su hijo (con ello se acreditará el parentesco en línea recta y de esa forma se pagará una tasa menor del Impuesto Sobre Adquisición de Inmuebles, además de exentar el pago del Impuesto Sobre la Renta)

Ahora bien, una Donación es el contrato por el cual una persona llamada donante transmite de forma gratuita una parte o la totalidad de sus bienes a otra persona llamada donatario. Es un contrato en el cual se traslada el dominio de un bien de forma gratuita. El donante debe de reservarse bienes para su subsistencia.

Agradezco la oportunidad que me dan para aclarar sus dudas y me reitero a sus apreciables órdenes, enhorabuena amigos!

Envía tus dudas al Notario Amigo
.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)
http://www.notariatrece.com
LADA sin costo 01-800-507-3266
twitter: @nicomoyeda
17 Noviembre 2019 04:05:00
(Hiper) Presidencialismo
Por: Gerardo Blanco

Con el paso del tiempo, en distintas latitudes, ha quedado demostrado que los gobiernos con mucha legitimidad, con alto respaldo electoral, a la larga, optan por emprender decisiones políticas adoptadas de manera unilateral, sin ponderar los debates y sopesar otras razones divergentes, afectando los principios constitucionales como la división de poderes, el federalismo y los derechos humanos.

Ganar la Presidencia con el 53% de los votos y obtener una gran mayoría en ambas cámaras del Congreso de la Unión no significa, por sí mimo, un cheque en blanco para hacer y deshacer la Constitución. Tampoco para dinamitar las instituciones que, con el paso de las décadas, se han construido mediante procedimientos democráticos con la participación de las diferentes fuerzas políticas. Muchos menos cuando la narrativa con la que se pretende justificar esa ruta está sostenida en meras subjetividades.

Lo que pasó esta semana en la Cámara de Senadores resulta un buen ejemplo de ello. La designación de Rosario Piedra Ibarra como presidenta la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) sacó lo peor de la clase política, tanto de Morena como de los de “oposición”. No se pone en tela de juicio la capacidad de la recién nombrada para dirigir el órgano más importante en materia de derechos humanos que tiene el país, sino la poca legitimidad del proceso que la lleva al cargo, el cual vulneró las reglas constitucionales. Además, se presume la poca independencia que pueda tener frente al Presidente, gracias a su afinidad partidista.

Es evidente que el presidente López Obrador, antes y durante el ejercicio de su mandato, se ha dedicado a cuestionar y vulnerar la autonomía de los órganos constitucionales. Estos, ya lo hemos dicho, sirven para controlar y neutralizar el quehacer presidencial. Son, en conjunto con el Legislativo y el Judicial, parte del diseño constitucional para contener y equilibrar el ejercicio del poder político.

México conoce bien las consecuencias de un presidencialismo exacerbado, conocido también como hiperpresidencialismo. Este fue el motor fundamental de la perpetuidad en el poder del partido hegemónico, del PRI que gobernó durante casi 70 años. El Poder Ejecutivo tenía una absoluta preeminencia sobre el Legislativo y el Judicial, concentrándose el poder en una sola persona que era depositario de un sinfín de facultades y atribuciones, muchas de ellas ejercidas con una alta dosis de discrecionalidad.

Fue precisamente la edificación de órganos autónomos, el pluralismo político, los gobiernos divididos, lo que coadyuvó para transitar hacia un régimen democrático.

Por supuesto, como apunta Karl Lowenstein, un Ejecutivo fuerte no va en detrimento de la democracia, siempre y cuando esté subordinado al sufragio universal y sus actos estén enmarcados dentro de la Constitución.

La confrontación presidencial con los órganos autónomos no solo se presenta con la CNDH. Reiteradamente el Presidente ha dicho que el Instituto Nacional Electoral (INE) es costoso e ineficiente. Aunado a ello, Morena, por medio de diversas iniciativas para reformar la Constitución y las leyes electorales, pretende reventar al órgano electoral disminuyendo al máximo su presupuesto y, peor aún, queriendo, incluso, concertar la conclusión anticipada del encargo del presidente del Consejo General.

Paralelamente la mayoría legislativa de este partido coincide en disminuir 50% del financiamiento público de los partidos políticos. Esta medida popular, disfrazada de austeridad, solo busca el aplauso fácil al tiempo que disminuye la capacidad política y electoral de las fuerzas opositoras, imposibilitándolas de competir en condiciones equitativas por los cargos públicos.

Un Poder Legislativo alineado al Presidente es una mala noticia. Cooptar los contrapesos y erosionar la competencia política, también. López Obrador debería aprender de la tragedia ajena y aguzar los sentidos para entender que, aunque no lo parezca, lo mejor que le pude pasar a su Gobierno es estar vigilado por instituciones democráticas fuertes e independientes, que estén dirigidas por perfiles idóneos, elegidos por medio de un minucioso consenso que incluya a las diferentes posturas ideológicas.
17 Noviembre 2019 04:05:00
Cuando la química ganó a lo natural por lo barato
Por: Jesús Carlos Mena Suárez

Tener la capacidad de modificar y extraer la composición química de un elemento es vital. Nuestro cuerpo es el laboratorio más complejo en donde procesos químicos todo el día se concretan.

Dependiendo de la cantidad y frecuencia que se le introduzcan al cuerpo, este tendrá reacciones químicas que favorecerán o perjudicarán la salud del individuo.

Todo en exceso es malo y en la dieta de todos los días nosotros consumimos en menor o mayor cantidad un veneno llamado jarabe de maíz de alta fructosa en muy diversos alimentos.

Un estudio realizado por Profeco y publicado en la revista de El Consumidor expuso que antes la galleta María tenía cinco aditivos y ahora tiene 25 y que la galleta salada tiene jarabe de maíz de alta fructosa, igual que la María.

Pero ¿qué es el jarabe de maíz?¿Cuáles son los efectos secundarios? ¿En qué productos se encuentra?

El jarabe de maíz se obtiene después de cosecharse y someterse a un proceso químico de refinamiento hasta obtener un almidón en polvo parecido a la maicena, después un proceso químico crea un endulzante, una molécula de glucosa y otra de fructosa; cuando se incrementa se obtiene un almíbar más potente que el azúcar, que tiene la capacidad de endulzar más que la azúcar, se utiliza en menores cantidades y es más barato.

Lo que podemos decir del jarabe de alta fructosa, es que está en todos los productos industrializados refrescos, panes, galletas, jugos, cereales, yogur, mermeladas, postres y una larga lista de alimentos de consumo diario.

El jarabe de maíz se utiliza en lugar del azúcar porque endulza más y se requiere poca cantidad, es más barato y permite un negocio redondo para la industria alimenticia.

Por eso es necesario ver las etiquetas y poner atención en su composición nutrimental, porque en algunas de ellas dice de manera clara que es endulzado con jarabe de maíz de alta fructosa y en otros productos emplean el inglés que aquí referimos para que usted lo pueda identificar High Fructose Corn Syrup.

Es un carbohidrato simple, es energía, sin embargo, es un jarabe, el cuerpo lo recibe como fructosa y tiene una vía directa al hígado.

Por tanto, si bebo un juego que tiene jarabe de alta fructosa en cinco minutos va a estar en la sangre y eleva los niveles de glucosa, haciendo trabajar el páncreas produciendo insulina para bajar el nivel de dulzura en la sangre porque altera todas las células, daña los nervios, los ojos, los riñones, todos los capilares más pequeños ubicados en los ojos y pulmones, explicó la nutrióloga Patricia Inés Castillo Ramón.                   

Así, tenemos que la química ganó a lo natural por más barato. Revise las etiquetas de las galletas de Gamesa y de Nabisco, ambas tienen jarabe de maíz de alta fructosa.

El jarabe de alta fructosa apareció en 1970 y años después se le considera responsable de enfermedades crónicas, todo para bajar los costos, después de esto creo que debemos considerar volver a usar la azúcar de caña.
17 Noviembre 2019 04:00:00
¿La carta poder otorgada en el extranjero es suficiente para vender?
Nicanor Moyeda Frías


Es un gusto saludarles nuevamente por este medio, recuerden que este espacio busca crear una cercanía entre un servidor y ustedes lectores, para con ello disipar las dudas que amablemente nos hacen llegar; esta ocasión nos escribe el señor Anastasio lo siguiente:

“Hola Notario, mi hermano está de ilegal en Estados Unidos y quiere vender una propiedad que tiene acá, él me quiere mandar una carta poder para yo ayudarle a venderla, ¿puede él mandarme una carta poder de allá y qué tiene que llevar para vender?

Amigo Anastasio, muchas gracias por su confianza, la representación es una herramienta muy útil en estos casos en los que el vendedor no puede presentarse a celebrar el acto en las notarías, en las siguientes líneas le platicaré un poco sobre qué poder hacer y lograr la venta del inmueble.

Entre los distintos poderes, el indicado para poder vender un bien es el poder para actos de dominio, que es el poder más amplio y permite al apoderado comportarse como dueño del bien siempre en beneficio de quien otorga el poder.

Para realizar una compraventa es necesario que ese poder para actos de dominio sea otorgado ante notario y se contenga en una escritura pública, además de que cuente con todas las formalidades que exige la ley.

En el caso específico de que a su hermano no le es posible visitar Piedras Negras por su calidad migratoria y otorgar personalmente la escritura, él debe otorgarle a usted un poder para actos de dominio, no es suficiente “la carta poder”.

En estos casos los cónsules mexicanos acreditados en el extranjero -no sólo en Estados Unidos, sino en cualquier país que exista un consulado mexicano- tienen atribuidas funciones notariales, quiere decir que para ciertos actos son notarios en el extranjero.

Así las cosas, cualquier persona que requiera realizar un acto jurídico en México por medio de un poder y que se encuentre en el extranjero, puede acudir ante el cónsul mexicano del país en el que se encuentre y comparecer para solicitar la elaboración del poder para actos de dominio en escritura pública.

Los cónsules mexicanos tienen competencia para que ante ellos se otorguen toda clase de poderes, siempre y cuando los poderes estén destinados para surtir efectos en México.

Comento a modo informativo que los consulados mexicanos en el extranjero son extensiones de nuestro territorio nacional, y el cónsul actúa como notario mexicano, por tanto los poderes autorizados por ellos en el extranjero son documentos auténticos públicos mexicanos que no requieren de ninguna otra formalidad para surtir efectos en nuestro país.

Aquí también al hablar que los consulados son una extensión de nuestro territorio, se debe entender que aunque un mexicano se encuentre como inmigrante sin documentación en algún país extranjero, al acudir al cónsul no deben tener ninguna reserva o temor de cómo serán tratados; los consulados en el extranjero sirven para ayudarnos y respaldarnos, es una “parte” de México en el extranjero independientemente de la calidad migratoria con la que estemos en el país donde se encuentra el consulado.

Ahora bien y a manera de puntualizar, le digo que su hermano debe acudir al consulado más cercano al lugar donde radica y solicitar que le elaboren un poder para actos de dominio a favor de quien lo vaya a representar acá en México, ese poder deberá presentarse al notario que realizará la escritura de compraventa y con eso se acreditará la personalidad del vendedor.

Agradezco la oportunidad que me dan para aclarar sus dudas y me reitero a sus apreciables órdenes, ¡enhorabuena amigos!

Envía tus dudas al Notario Amigo

.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)
15 Noviembre 2019 04:00:00
Empresa de Televisa da seguridad cibernética a Pemex
Por: Peniley Ramírez

Fueron la oferta más cara. La sociedad de las compañías TI América, Operbes y otras tres empresas ganaron en junio de 2018 un contrato por un monto máximo de 693 millones de pesos para dar seguridad cibernética a las comunicaciones de Pemex. Era la recta final del Gobierno de Enrique Peña Nieto.

En julio de 2018, unos días después de las elecciones federales, se firmó el contrato por un monto máximo ya no de 693 sino de 804 millones, según un reporte de la Auditoría Superior de la Federación. Las compañías se comprometían a dar “servicio de comunicación segura para acceso a Internet”. Sus objetivos eran, entre otros, detectar, contener y responder a las amenazas a la protección de la información de los usuarios en la red de
Pemex.

El contrato comenzó a operar, no exento de críticas. La Auditoría halló que el convenio preveía un mínimo de 45 mil usuarios a cuidar en Pemex, y la empresa operaba con 56 mil. Además, al analizar una muestra de 200 de ellos encontraron que las empresas no habían instalado el sistema de detección y respuesta a amenazas ni las prevenciones de fugas de información.

Solo en 2018, la petrolera pagó 65 millones de pesos por los servicios de este contrato, que debe estar vigente hasta julio de 2021. Hace una semana Pemex sufrió un secuestro de información sensible, de cuya dimensión total el Gobierno mexicano aún no tiene idea, dijeron para esta columna fuentes oficiales.

TI América fue fundada en 2005, con sede en Puebla. En sus 13 años de existencia había ganado 65 millones de pesos con dependencias de Gobierno. Con Pemex, apenas había logrado 22 millones de pesos por instalar un sistema de videovigilancia en 2013. La compañía no respondió llamadas a sus teléfonos oficiales. En 2018, su historia cambió. Se alió en la licitación para la seguridad cibernética de Pemex con Operbes, propiedad de Bestel, una compañía de Grupo Televisa.

En la licitación, revisada para este texto, TI América y Operbes concursaban contra Axtel y Telmex, que presentaron una oferta más barata que los ganadores, pero tuvieron menor calificación técnica. El más barato de los tres fue Telmex, que propuso dar el servicio por 220 millones de pesos menos que el consorcio ganador. Unos meses después de la firma, Axtel vendió a Televisa su red de fibra óptica y su negocio de Internet residencial.

Doce días antes de que se conociera el fallo, el 16 de junio de 2018, otro de los socios de esta alianza que ganó el contrato recibió la condonación de una multa del SAT. La empresa Asesorías Integrales TI logró que se le condonaran 353 mil pesos de impuestos, mientras aún concursaba con Operbes y TI América por el contrato en Pemex.

Hasta ahora, ni Pemex ni las compañías han dicho públicamente si el ataque ocurrió por algo que no funcionó bien en la tecnología incluida en este contrato o si se debió al descuido o intención de infectar la red de la petrolera por parte de algún empleado. El ransomware instalado, explicaron expertos para esta columna, secuestra la información en la computadora y encripta los datos, sin que los usuarios puedan acceder.

Funcionarios de Pemex en CDMX, Veracruz y Villahermosa dijeron que esta semana han trabajado desde computadoras y teléfonos personales y les han prohibido conectarse a la red de la petrolera. Para pagar la nómina, añadieron, usaron sistemas manuales y privados, no relacionados con las redes de comunicación de la empresa. Este jueves, el secretario de Seguridad Pública federal Alfonso Durazo dijo que el ataque había sido “totalmente controlado, sin
consecuencias”.

Fuentes de seguridad con información sobre este caso dijeron, en cambio, que otras dependencias del Gobierno mexicano también han estado bajo ataque y han perdido información en las últimas semanas, pero aún no se conoce si el origen de la intrusión es el mismo.
11 Noviembre 2019 03:00:00
Economía política de la innovación
La innovación como política pública se enfrenta a varios problemas en el contexto de México y de América Latina, ya que, por décadas, esta importante función económica se encuentra a cargo del Conacyt, una institución más dedicada a la ciencia y la educación, que a la productividad y las exportaciones.

Por ejemplo, los países asiáticos enfocaron mediante la planeación prospectiva un modelo que logró que sus sociedades rurales y precapitalistas transitaran hacia sociedades intensivas en capital, crecimiento económico sostenido y el surgimiento de consorcios industriales competitivos a nivel global.

Otro ejemplo a resaltar de la economía política de la innovación, es la Unión Europea, que precisamente desvincula el proceso educativo y la ciencia básica de la innovación y, mediante una “directiva europea” y un “fondo regional”, estimuló las políticas de innovación basadas en infraestructura, como parques científicos y tecnológicos, centros de innovación especializados en cada sector de la industria y la formación de consorcios tecnológicos para avanzar en la competitividad, como es el caso de Airbus.

En México no hay, y no ha habido, una política de innovación equiparable a las que se utilizan en EU, Canadá, Unión Europea o los países asiáticos. El marco legal actual se centra en que la infraestructura científica, tecnológica y de innovación se dedique a “resolver los grandes problemas nacionales”, sin embargo a lo que se ha dedicado realmente, es a la ciencia básica y a la formación de recursos humanos.

La realidad es contundente: ni se generan patentes en la investigación y desarrollo tecnológico, ni se contribuye a resolver los grandes problemas nacionales. Esta realidad no solo es el resultado de la pobre inversión en investigación, desarrollo tecnológico e innovación (CTI), sino por una cultura elitista que demerita al mercado y a las actividades productivas.

Esta cultura se basa en la discriminación de la industria, las actividades productivas y sus agentes económicos. De muchas maneras, la infraestructura CTI del país es antiempresarial y antimercado. Prueba de ello es que la infraestructura de servicios tecnológicos del país que identifica la Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación excluye la ciencia aplicada al conocimiento de los mercados.

Otra prueba de la confusión del sector público en materia de innovación, es que en un esfuerzo de renovación y reestructuración del Gobierno, pretende desmontar la normalización como política estratégica en materia de tecnología y se le reduce a una infraestructura de calidad.

Este enfoque refuerza la exclusión, la reduce solo a organismos metrológicos, de normalización, certificación, laboratorios de ensayo, verificación de terceros autorizados y entidades de acreditación. Es decir, la calidad desvinculada de la ciencia aplicada y la innovación.

Como resultado, se produce un sesgo más radical que el que hemos venido arrastrando en el Sistema Nacional de Innovación. Es decir, que la infraestructura científica siga siendo científica y que la infraestructura de calidad se dedique a la productividad.

La infraestructura de calidad no tiene mérito científico, no es atractiva para tecnólogos y se reduce solo a actividades productivas y comerciales. Con ese enfoque reduccionista, se desmaterializa el papel de las “normas oficiales mexicanas” como regulaciones técnicas y las “normas mexicanas” como plataforma tecnológica del país, no solo de calidad, sino también de inocuidad, bioseguridad, control de procesos, impacto ambiental, salud de las personas, los consumidores y los sistemas de innovación.

La normalización es un proceso sustantivo para configurar plataformas tecnológicas. Mediante ella, se ha logrado crear nuevos mercados, estandarizar productos, interoperar en múltiples mercados, así como una mayor seguridad del consumidor, los trabajadores y el cuidado al medio ambiente.

Las normas y los acuerdos técnicos industriales hacen posible la innovación, acoplando múltiples patentes, ya sea de proceso o de producto, para la rápida evolución de la telefonía celular, las redes de telecomunicaciones, las aeronaves, el desarrollo de autos eléctricos y tractocamiones más amigables con el medio ambiente.

La economía política de la innovación es fundamental para el estado de bienestar, el desarrollo de Pymes innovadoras y el avance tecnológico de la nación. Por ello, se debe revisar la transversalidad de las políticas de innovación en cada dependencia reguladora, impulsar el sector del conocimiento en su conjunto y reconfigurar la infraestructura de servicios tecnológicos y de innovación, para evitar un enfoque reduccionista y la falta de incentivos a la innovación.

Agenda Industrial
Rodrigo Alpízar Vallejo
@Ralpizarv

10 Noviembre 2019 04:06:00
Paridad de género en Coahuila
Por: Gerardo Blanco

El domingo pasado, a vuelapluma, abordamos el tema de los lineamientos para garantizar el cumplimiento del principio de paridad de género en el registro de las candidaturas que participarán en la elección de diputaciones, así como en la integración del Congreso del Estado, aprobados por el Instituto Electoral de Coahuila (IEC). En pocas palabras, las reglas para que el Poder Legislativo local se integre por el mismo número de mujeres y de hombres.

Entre sus disposiciones más controvertidas se encuentra el Artículo 17, que establece lo siguiente: “Tratándose de las candidaturas por el principio de representación proporcional, los partidos políticos deberán presentar un listado único de fórmulas de candidato propietario y suplente del mismo género, iniciando con el género femenino, de tal manera que a una fórmula de un género siga siempre un formula de género distinta; hasta completar el número de diputados y diputadas”.

Lo que nos interesa, en esencia, radica en la obligación que se les impone a los partidos políticos para que las listas de candidaturas de diputaciones por el principio de representación proporcional (popularmente conocidas como pluris) sean encabezadas por mujeres. Esta medida, entre otras, se ha venido aplicando en diversas entidades federativas con el fin de garantizar que las mujeres accedan y ejerzan en igualdad de circunstancias los cargos de elección popular.

Esto presupone, en el caso concreto, que la primera asignación que le corresponda a cada partido político será para una mujer. Precisamente esa es su finalidad, privilegiar el acceso del género femenino a los cargos públicos, ya que, históricamente, en el terreno político –y en mucho otros– se encuentra en un plano de desventaja frente al género masculino.

Hay que recordar que en el proceso electoral 2020 participarán 11 partidos políticos –siete nacionales y cuatro locales– y solo se aginarán nueve diputaciones por el principio de representación proporcional. Mucho dependerá de los votos que obtenga cada uno de los partidos para saber, en primer término, cuántos de estos tendrán derecho a acceder a la asignación de diputaciones por este principio –se debe alcanzar cuando menos el 3% de la votación válida emitida, sin embargo, ese presupuesto no le garantiza per se alguna diputación, toda vez que el congreso deberá quedar equilibrado de conformidad con los principios de sub y sobre representación que establece el Artículo 116 de la Constitución Federal– y, en segundo término, cuántas diputaciones se le asignarían a cada uno y a qué género corresponderán. Por lógica, sabemos, se pueden presentar un sinnúmero de escenarios.

Sin embargo, esta regla generó la inconformidad de algunas fuerzas políticas como fue el caso del Partido Acción Nacional (PAN) y del Partido de la Revolución Coahuilense (PRC), que no dudaron en impugnar dicha disposición ante los tribunales electorales, bajo el argumento de que, desde su perspectiva, esa medida no es necesaria en nuestro estado, toda vez que el congreso coahuilense, desde legislaturas anteriores, se ha conformado de manera paritaria. (La legislatura anterior se conformó por 12 mujeres y 13 hombres, mientras que la actual se integra por 14 mujeres y 11 hombres. Es decir, efectivamente, en la legislatura 60 existió paridad y la legislatura 61 se encuentra legalmente sobre representada por el género femenino).

La realidad, aunque no lo admitan, es que la regla no gustó porque desarticula los pactos adoptados por las cúpulas partidistas, toda vez que, como ya lo habíamos comentado, estos acuerdan su primera diputación de la lista para perfiles masculinos.

Por cierto, en los próximos días, el IEC estará por aprobar a las y los integrantes de los 16 comités distritales electorales –órganos que coadyuban con la organización electoral en las demarcaciones territoriales del estado, los cuales están compuestos por cinco ciudadanos y ciudadanos– por lo que esperamos que también cumplan cabalmente con el principio de paridad. Lamentablemente, por lo visto en el proyecto previamente circulado a los institutos políticos, no será así. Ya veremos.
10 Noviembre 2019 04:03:00
Saltillo y Monterrey muy pronto quedarán unidos
Por: Jesús Carlos Mena

Monterrey es tan solo 19 años menor a Saltillo en su fundación, pero superior en población en su zona metropolitana al registrar 4.1 millones de habitantes, mientras la misma conurbación en Saltillo apenas llega a un millón de ciudadanos.

Abordar a Monterrey es poner en la mesa a 13 municipios que integran su zona metropolitana, mientras que en el caso de Saltillo lo complementan otros dos municipios.

Las diferencias muestran la integración de la segunda zona industrial y económica más importante de México, como es Monterrey, con un desarrollo urbano apabullante.

Monterrey y su zona metropolitana cuentan con dos aeropuertos, el Mariano Escobedo, a donde llegan 300 vuelos diarios comerciales nacionales y del extranjero y que posee la terminal B, y el Aeropuerto del Norte.

Saltillo tiene una terminal aérea y se quedó sin el único vuelo que tenía a la Ciudad de México. Será hasta diciembre cuando de nueva cuenta tenga un vuelo comercial de lunes a viernes a la capital del país.

Y si usted desea pasear o divertirse se pregunta: ¿Qué hacemos? ¿A dónde vamos? En Saltillo puede usted decir a la Alameda, a la Ciudad Deportiva, al Centro Metropolitano, al parque Las Maravillas o a la sierra de Arteaga.

Si las mismas preguntas se las hace un ciudadano en Monterrey, entonces respondería a Bosque Mágico, Paseo Santa Lucía, Parque Fundidora, Plaza Sésamo y una larga lista de puntos de esparcimiento.

Saltillo cuenta con cuatro grandes plazas comerciales y tres más que empiezan a tomar forma, una de ellas a punto de ser terminada, otra en vía de construcción y una más concluida.

Monterrey es considerada por la empresa británica United Business Media (UBM), como la tercera ciudad con más desarrollos comerciales de México.

Tras observar las diferencias, este escrito pretende solo hablar sobre los convenientes e inconvenientes de tener a Monterrey tan cerca, todo esto porque Aeroméxico dejó de operar un vuelo a la Ciudad de México pese a ser un avión de bajo costo y que tenía una ocupación promedio de 80 por ciento.

En tanto en Monterrey se halla de todo -hospitales, centros comerciales, de espectáculos y casi 5 millones de habitantes-, una de las grandes tiendas que tienen allá no se compara con las de aquí.

Vuelos a toda hora a la Ciudad de México y también vuelos internacionales y todo está a 70 kilómetros.

Por los años 40 o 50 los transportes Monterrey-Saltillo se anunciaban uniendo dos grandes capitales, los regiomontanos que venían a Saltillo decían llegaron los “codos” de Monterrey a ver a los “tubos” de Saltillo.

En los años 40 Monterrey se consideró la Ciudad Industrial y Saltillo la Atenas de Mexico. A la distancia, veo que en el futuro Monterrey avanza y Saltillo también va para adelante y quedaremos unidos físicamente en no mucho tiempo.
03 Noviembre 2019 04:00:00
¿Qué contrato debo celebrar para prestar una casa?
Nicanor Moyeda Frias


Es un gusto saludarles nuevamente por este medio, recuerden que este espacio busca crear una cercanía entre un servidor y ustedes lectores, para con ello disipar las dudas que amablemente nos hacen llegar; esta ocasión nos escribe nuestro amigo Ángel, lo siguiente:

“Amigo Notario, tengo una casa en Piedras Negras que me dejaron mis padres y tengo un primo que me la va a cuidar, le voy a prestar la casa para que se conserve y él la cuide y para que me la cuide, no le voy a cobrar renta. He escuchado de muchas historias que luego pasa el tiempo y quieren hacerse dueños, entonces quiero hacer algo por escrito en donde diga que se la estoy prestando y se tiene que salir cuando yo lo decida y pues que eso sea ante notario”.

Amigo Ángel, que importante que usted tenga la prevención de formalizar por medio de un contrato ese préstamo de la casa, pues regularmente no se formaliza y en ocasiones puede generar diferencias entre propietario y quien habita la propiedad.

El comodato, o préstamo de uso, según nuestro Código Civil del Estado de Coahuila, es el contrato por el cual el comodante se obliga a conceder gratuita y temporalmente el uso de un bien no fungible, mueble o inmueble y el comodatario contrae la obligación de restituir el mismo bien, al terminar el contrato.

Las partes dentro del contrato de comodato son el comodante y el comodatario.

El comodante es aquel que permite el uso y disfrute de la cosa de manera gratuita (ustedes). Y sus obligaciones son:

1.- Conceder gratuitamente el uso del bien.

2.- Entregar la cosa que se dará en comodato.

3.- Reembolsar al comodatario de los gastos extraordinarios y urgentes que hubiere hecho para la conservación del bien.

4.- Responder de los defectos de la cosa que causen un perjuicio al comodatario si eran conocidos por el comodante.

El comodatario es el beneficiario, es aquel que disfrutara del bien (su comadre). Y sus obligaciones son:

1.- Conservar la cosa respondiendo de las culpas que pudiera tener de no hacerlo.

2.- El comodatario debe de sufragar los gastos que sean necesarios para la conservación de la cosa, pero solo en tanto sean ordinarios.

3.- El comodatario debe usar el bien solo para el bien convenido sin alterar su forma y sustancia y debe de usarla según su destino natural.

4.- El comodatario debe de restituir la cosa, esta es de todas las obligaciones la más importante.

Como puede ver el comodato es el contrato que usted celebrará con su primo, pues entregará esa casa habitación para que ellos la utilicen y será de modo gratuito, no existe un pago por el uso de ese bien.

Me refiero a que lo celebrará, pues aunque no se tenga un documento como tal, el contrato se celebra por su misma naturaleza; la diferencia es que si se estipula en un contrato podrán establecerse cláusulas especiales y los acuerdos quedarán plasmados para su posterior interpretación.

La figura del comodato como lo vemos en el código civil prevé la devolución de la cosa o bien al término del contrato, esto quiere decir que la persona a la que le prestará la casa estaría obligada a devolver el bien según se establezcan tiempos en el contrato.

El hecho de que Ustedes celebren el contrato y se ratifiquen sus firmas ante un notario, ayuda a dar certidumbre jurídica al acto como tal y en su momento poder exigir su cumplimiento con la certeza de que quienes comparecen han reconocido el contrato y de lo cual el notario ha sido testigo y ha dado fe de ello.

Mi recomendación es que acuda con el notario de su confianza y le asesore a detalle, celebren un contrato de comodato y estipulen en él todo lo que sea de su interés y dé tranquilidad a las dos partes, el comodato es un préstamo con la seguridad que el bien que se da en préstamo sea devuelto a su dueño, como consejo le sugiero de una temporalidad corta al comodato y se vaya renovando a su vencimiento.

Agradezco la oportunidad que me dan para aclarar sus dudas y me reitero a sus apreciables órdenes, enhorabuena amigos!

Envía tus dudas al

Notario Amigo

.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)

http://www.notariatrece.com
27 Octubre 2019 04:05:00
El mal uso de la democracia participativa II
Por: Gerardo Blanco

El asunto de la democracia participativa, comentamos el domingo pasado, no resulta ser una buena idea cuando son los gobiernos y no los ciudadanos quienes se benefician de ella.

Abordamos, a vuelapluma, el caos político, económico y social que ha provocado el Brexit, al no existir hasta el momento un acuerdo entre el Reino Unido y la Unión Europea para pactar una salida en la que ambos salgan satisfechos. Sobrevolamos por el referéndum por la paz en Colombia y el fallido referéndum separatista en Cataluña, cuyos estragos profundizan la crisis hasta hoy.

Sin embargo, los ejemplos abundan. El convulso proceso electoral que se vive actualmente en Bolivia, mediante el cual el presidente Evo Morales pretende reelegirse por tercera vez para ejercer su cuarto mandato consecutivo, está precedido por un referéndum, celebrado en febrero de 2016, cuyos resultados arrojaron que 51% de ciudadanía boliviana rechazaba modificar la Constitución para permitir al Presidente reelegirse por un periodo más.
Ignorando por completo el resultado de la consulta, el Tribunal Constitucional de Bolivia determinó, en una resolución absurda, que limitar el mandato presidencial a solo dos periodos constituía una violación a los derechos políticos del Presidente, permitiéndole volverse a postular en las elecciones de este año.

Precisamente por su naturaleza, como muchos otros derechos humanos, los derechos políticos tienen límites intrínsecos con el fin de proteger los principios esenciales de la democracia. Este es el caso, ya que el ejercicio de los cargos públicos en los regímenes democráticos debe estar supeditado a un periodo claramente determinado, con el fin de garantizar la periodicidad de las elecciones y evitar los cacicazgos.

Por lo que respecta a México, como mencionamos la semana pasada, el Senado de la República modificó la Constitución federal para regular la figura de la revocación de mandato. Según el dictamen, la revocación de mandato deberá entenderse como el instrumento de participación solicitado por la ciudadanía para determinar la conclusión anticipada del desempeño del cargo a partir de la pérdida de la confianza.

A pesar de ser una figura de la democracia participativa que, en apariencia, les otorga el poder a los ciudadanos para remover de manera anticipada a los malos gobernantes, la realidad es que paradójicamente, puede ir en detrimento de la estabilidad democrática y de la gobernabilidad, cuando se utiliza de manera perversa por los partidos políticos o por el Gobierno en turno.

El referido dictamen dispone, para bien, que el Instituto Nacional Electoral (INE) sea la autoridad encargada de convocar y organizar dicho ejercicio, y, en su caso, los Oples en los estados. Se podrá promover en contra del Presidente de la República y de los gobernadores en cada una de las entidades federativas. Aunado a ello, solo podrá ser solicitado por las y los ciudadanos “en un número equivalente, al menos, 3% de los inscritos en la lista nominal de electores, siempre y cuando en la solicitud correspondan a cuando menos 17 entidades federativas y que representen, como mínimo, 3% de la lista nominal de electores de cada una de ellas”.

Además, solo se podrá utilizar en una sola ocasión, durante los tres meses posteriores a la conclusión del tercer año del periodo constitucional, y por ningún motivo se podrá celebrar de manera concurrente con las elecciones constitucionales, como inicialmente pretendía el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Para que la revocación de mandato cumpla sus objetivos, el reto, aunque se antoja complicado, será que los partidos no la utilicen como una herramienta de permanente amenaza para el Gobierno, movilizando a su militancia para la recolección de firmas o, por otro lado, que sea el propio Gobierno que lo utilice para buscar una legitimidad engañosa con el fin de perpetuarse en el poder.

Aunque esto sería lo deseable, la lógica nos invita a pensar que será todo lo contrario.

" Comentar Imprimir
columnistas